Nueva York, la ciudad con menos riesgo para contratar, trasladar y encontrar trabajadores cualificados

Madrid y Barcelona figuran en los puestos 46 y 47 respectivamente

Nueva York es la ciudad con menos riesgo en todo el mundo a la hora de contratar, trasladar y encontrar trabajadores cualificados, seguida de Toronto, Singapur, Montreal y Londres. Y en el lado opuesto, Lagos (Nigeria), Addis Ababa (Etiopía), Bagdad (Iraq), Saná (Yemen) y Damasco (Siria) representan las ciudades menos seguras. Así lo recoge el estudio People Risk Index, publicado recientemente por Aon Hewitt, y que mide los riesgos que afrontan las empresas empleadoras de trabajo cualificado en 131 países de todo el mundo. Para ello, analiza factores como la situación demográfica, los sistemas educativos, las iniciativas para el desarrollo del talento, las prácticas laborales y las regulaciones gubernamentales.

Madrid y Barcelona, las únicas ciudades españolas incluidas en el estudio, figuran en los puestos 46 y 47 respectivamente, lo que supone un descenso de 4 y 3 posiciones respecto a la clasificación de 2011, cuando figuraban en los puestos 42 y 44. A pesar de este descenso, ambas se encuentran por delante de otras urbes como Milán, Praga, Varsovia, Lisboa y Tel Aviv.

“Con el incremento de los costes laborales y la continua volatilidad económica en el mundo, los directivos de las empresas multinacionales son conscientes de la importancia de la gestión del talento a la hora de alcanzar el éxito en sus negocios. Para seguir siendo competitivas, las empresas están repensando sus estrategias de captación de talento, mientras reubican sus procesos operativos en zonas geográficas más ventajosas”, comenta Anabel Dumlao, Directora de Consultoría de Compensación y Talento en Aon Hewitt España. “Identificar las localizaciones más idóneas y formular una estrategia de dotación de personal adecuada requiere estar muy pendiente de los costes”.

Las cinco ciudades con menos riesgo

Nueva York ha reemplazado a Toronto como la ciudad con menos riesgo del mundo, debido principalmente al elevado número de personas en edad de trabajar, al ratio de inmigración positivo y a la elevada tasa de productividad que registró en el último periodo. Los riesgos relacionados con la gestión del talento y la educación en esta ciudad son también de los más bajos del mundo; esto puede atribuirse a sus excepcionales instituciones académicas y centros de formación, y a la amplia disponibilidad de talentos cualificados y experimentados. No obstante, el estudio mostró que Nueva York tiene el riesgo de contratación más elevado de las cinco primeras ciudades de la clasificación, ya que posee un mayor índice de violencia y criminalidad, y riesgos inherentes a unos pasivos superiores en el área de salud y beneficios sociales. Por otro lado Toronto pasa a la segunda posición debido a que, a pesar de poseer un bajo índice de riesgo en la contratación y en el traslado de empleados, el riesgo en el que incurre a la hora de buscar personal cualificado es más elevado que en Nueva York, ya que posee un índice relativamente menor de población en edad de trabajar y una menor tasa de inmigración.

Fuera de Europa y Norteamérica, Singapur es la única ciudad que se encuentra entre las 5 ciudades con menos riesgo, lo cual atribuye a factores como la existencia de estrictas leyes contra la discriminación y sobre prevención de riesgos laborales, la flexibilidad en los costes de personal, la carencia de corrupción y la voluntad para trabajar con el sector privado en asuntos relacionados con los recursos humanos. Singapur también disfruta de un bajo índice de terrorismo y de un elevado apoyo del gobierno.

“El apoyo gubernamental está fuertemente correlacionado con los riesgos relativos a las personas”, afirma Dumlao. “Las ciudades con menor riesgo tienen habitualmente un gobierno transparente, que evita la confrontación negativa y que trata con justicia los asuntos relacionados con el empleo, a la vez que promueve iniciativas educativas y de desarrollo del talento. Las empresas en estas ciudades están menos expuestas a ser sorprendidas por cambios legislativos relacionados con el empleo, con la seguridad social o la jubilación, y reciben un mejor apoyo en lo que se refiere al desarrollo de la fuerza laboral”.

Tendencias de las ciudades con elevado riesgo

Con respecto a las ciudades con los mayores riesgos para contratar, trasladar y encontrar trabajadores cualificados, en ellas pesa sobre todo la incertidumbre política y la falta de estabilidad de los gobiernos incrementan sustancialmente los riesgos inherentes a las personas en estos países. El actual escenario de revueltas, especialmente acentuado en las ciudades de Oriente Medio, influye en su habilidad para implementar y potenciar prácticas de empleo afines con las empresas. Estas ciudades también corren un riesgo considerable a la hora de reclutar talento, ya que los sistemas educativos son incapaces de atender la demanda, lo que hace más difícil para las empresas encontrar a personal suficientemente cualificado.

“Hay expectativas de crecimiento a lo largo de la próxima década en lo que se refiere al número de personas en edad de trabajar, lo que aumentará las oportunidades de las empresas para reclutar y reubicar personal en los países más desfavorecidos”, afirma Rick Payne, Director Regional para Asia Pacífico de la práctica de Compensación y Talento de Aon Hewitt. “Mientras esto ocurra podemos esperar una disminución en los índices de riesgo demográfico de estas ciudades.”

+info: http://www.aonpeoplerisk.com

Acerca de Maite Sáenz Blanco

ORH Grupo Editorial de Conocimiento y Gestión es mi proyecto profesional y vital, en el que reflejo mi forma de entender las relaciones empresa-empleado. Colaboro en numerosas iniciativas relacionadas con la Función RH tales como Top Employers España y Merco, y participo como jurado de distintos premios (Fun¬dipe, Empresa Flexible, Blogosfera RH, etc.). Mi trayectoria como periodista siempre se ha desarrollado en el entorno de la información especializada en gestión y, más concretamente, en la dirección de personas en las organizaciones. La mía es una carrera de fondo en la que la meta no es lo importante sino el camino recorrido.

Publicado el junio 5, 2012 en COSTES LABORALES, RSC y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: